martes, 26 de junio de 2012

Los eternamente desmemoriados norteamericanos y sus amigos Talibanes

LA HISTORIA DE LOS NORTEAMERICANOS Y SU RELACION CON LA MEMORIA, SIEMPRE HA SIDO LA MISMA. HAS LO QUE YO DIGO PERO NO DIGAS LO QUE YO HAGO... PARECE SER UNA FRASE QUE SE ADAPTA COMO POCAS A SU TAN PARTICULAR FILOSOFIA.

Ronald Reagan y los Talibanes en la Casa Blanca (1983).


Una linda foto para el recuerdo... (a pesar de que más de uno preferiría olvidarla, o bien trataría de que ninguno de nosotros la hubiese visto jamás). El año: 1983. El lugar: la Casa Blanca, sede del gobierno de los Estados Unidos de América. Los protagonistas: Ronald Wilson Reagan, cuadragésimo presidente del país que hace las veces de policía mundial, junto a sus amigos y socios Talibanes... (los mismos Talibanes que hoy en día son tildados por los mismos norteamericanos como "abanderados del terrorismo mundial").
Por aquellos años los norteamericanos y los Talibanes eran lo mismo y, de hecho, no es que hayan dejado de serlo, sólo que ahora se hacen los enojados entre sí. Los negocios son así.
Los Talibanes recibían entonces ayuda económica, política, logística y militar de parte de la Casa Blanca y la CIA, de eso no hay dudas. Incluso Osama Bin Laden fue fogoneado desde 1979 por Estados Unidos y se le dio entrenamiento en un campo de la Central de Inteligencia norteamericana en Afganistán.... La campaña de Estados Unidos en Afganistán ameritaba que las tropas norteamericanas unieran sus fuerzas a las de los talibanes en su lucha contra los "rojos" soviéticos y así lo hicieron, claro...

Si alguna duda queda todavía sobre este irrefutable hecho histórico, basta con recordar las palabras expresadas por el cowboy / pésimo actor de Hollywood y (de paso) presidente Reagan por aquel entonces: "These gentlemen are the moral equivalents of America's founding fathers"... o sea: "Estos caballeros son el equivalente moral a los padres fundadores de América" (textual, 1985).

Pero como para que el mensaje le quede mucho más claro al mundo entero (¿Es que ahora y desde hace unos años se han olvidado de esa parte de sus vidas y su historia los norteamericanos?), la maquinaria norteamericana que no sólo invade países con sus armas y guerras preventivas, marcó terreno y expresó su posición (muy claramente por cierto) con la película "Rambo" (1982) en la cual el indestructible (una pena...) héroe de la nación de las barras y estrellas se unía a los Talibanes en su descarnada (e inexpresiva) lucha contra los rusos (ver foto aquí abajo).

Me queda rebotando una y otra vez aquella frase..."Estos caballeros son el equivalente moral a los padres fundadores de América"... Mmmmm.... ¿sabe alguien qué puedo tomar para la falta de memoria?

John Rambo y sus amigos talibanes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada